HayabusaRyugu

La nave japonesa Hayabusa alcanza el asteroide Ryugu

Viaje de tres años y medio, más de tres mil millones de kilómetros recorridos y un objetivo, el asteroide Ryugu. Es el tiempo y la distancia que ha tenido que recorrer la nave espacial robótica Hayabusa 2 de Japón para llegar el pasado miércoles al asteroide Ryugu, un objeto con forma de diamante de más de media milla de ancho donde la sonda intentará un breve el aterrizaje en octubre de este mismo año con el objetivo de recoger especímenes de roca y posteriormente regresar a la Tierra con ellos.

Después de avanzar lentamente hacia el asteroide a un ritmo cada vez más lento, los propulsores de la nave espacial Hayabusa 2 detuvieron su aproximación el miércoles a una distancia de aproximadamente 20 kilómetros, según la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón.

Asteroide Ryugu Fuente : Universidad de Tokio

La sonda espacial y el asteroide Ryugu, visto de cerca por primera vez, se encuentran actualmente a aproximadamente 280 millones de kilómetros de la Tierra. Bajo control remoto de ingenieros y científicos en Japón, Hayabusa 2 pasará las próximas semanas estudiando a Ryugu, acercándose en una secuencia de maniobras para obtener imágenes de mayor resolución y datos en el campo de gravedad del asteroide.

Hayabusa 2 tratará de capturar al menos un gramo de muestras de roca de Ryugu en tres intentos de aterrizaje con toque, empezando a principios de octubre con el despliegue del vehículo MASCOT desarrollado por ingenieros franceses y alemanes.

A finales de 2019, la nave espacial partirá del asteroide y se dirigirá a la Tierra, dejando caer su contenedor de reentrada portador de muestras para un aterrizaje asistido por paracaídas en el sur de Australia en diciembre de 2020.

Hayabusa 2 es una de las dos misiones de asteroides robóticos que llegan a objetos distantes este año. La nave espacial OSIRIS-REx de la NASA, que se lanzó en septiembre de 2016, tiene previsto llegar al asteroide Bennu el 3 de diciembre para recolectar sus propias muestras y llevarlas de vuelta a la Tierra.

Comparación de los asteroides Bennu, objetivo de la NASA y Ryugu. Fuente : Universidad de Arizona

La órbita de ambos asteroides se cruza con la de la Tierra alrededor del sol, convirtiéndolos en asteroides potencialmente peligrosos.

Hayabusa 2 es la continuación de la misión Hayabusa de Japón, que recolecto menos de un miligramo de muestra del asteroide pedregoso Itokawa en 2005 y devolvió el material a la Tierra en 2010. Pero Hayabusa se encontró con numerosas dificultades, incluida una fuga de combustible y un mal funcionamiento en su mecanismo de muestreo, llegando finalmente a recolectar mucho menos material del que se planeó originalmente.

Imágenes del acercamiento a Ryugu. Fuente : Universidad de Tokyo

Ryugu es un asteroide primitivo que contiene materiales orgánicos que los científicos creen que son restos del nacimiento del sistema solar.

Yoshikawa, jefe de la misión, comento en una entrevista para la BBC.

“Para ambas misiones, queríamos aprender sobre los orígenes del sistema solar, pero para Hayabusa 2, queremos entender la materia orgánica y el agua en el comienzo del sistema solar,  este es el punto principal para la ciencia”.


Déjanos tus opiniones o comentarios a continuación y no dudes en seguirnos en Facebook Twitter.

Compartir

Un comentario en “La nave japonesa Hayabusa alcanza el asteroide Ryugu

  1. A algunas personas, dados los problemas cotidianos y domésticos de este nuestro planeta, les parecerán irrelevantes e incluso inútiles estas expediciones interplanetarias, pero no debemos olvidar que somos parte del cosmos, del universo, y estas iniciativas nos ayudan a comprender nuestro presente y vislumbrar, por tanto, nuestro futuro como especie. No podemos permitirnos el constreñir o limitar nuestros objetivos o puntos de vista a nuestro espacio temporal o vital, tenemos una responsabilidad en relación a la herencia que dejaremos a nuestros sucesores. Hay que tener amplitud de miras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *